El problema de la Familia Cristiana

Nuestras familias Cristianas son un reflejo de la Familia Cristiana – es decir, La Iglesia – y estamos proyectando una imagen distorsionada de ello.

¿Por qué?

____

Es un simple hecho de desobediencia versus obediencia. Dios nos dice algo y está de nuestra parte obedecer o no. Cuando obedecemos estamos aceptando que Dios no es arbitrario ni caprichoso. En otras palabras, estamos diciendo que Dios no dice las cosas porque sí, ni para hacernos la vida imposible, sino que hay un propósito detrás de ello.

____

Propósito vs “lo que yo quiera”

Dios nos manda, por ejemplo, a mantener el sexo dentro de los límites de un matrimonio. Hay dos opciones: obedecer o desobedecer. Si no se obedece, hay un espíritu rebelde (entre los CRISTIANOS) – pero es más que eso. Como estamos creados por Él para funcionar dentro del esquema matrimonial, es lógico pensar que no nos irá bien si nos desviamos de ello.

Imagina que un padre le dice a su hija: “No uses tu ojo como martillo.” Es una instrucción bastante sencilla de seguir. Sería rebeldía de la niña si no obedece. Asumamos que ella piensa que la instrucción de su padre no tiene nada que ver con la realidad de ella y es sólo un atentado del papá para hacerle la vida “imposible.”

Ahora, imagina que la hija quiere colgar un cuadro en su cuarto. Ella agarra el clavo contra la pared, echa su cabeza hacia atrás y… ¡SPLAT! Se explotó el ojo. ¡Wow! ¡¿Cómo sucedió eso?! ¡Qué raro que no funcionó!

La sociedad, al intentar de cambiar lo que Dios mandó, piensa que DEBEMOS tener el poder y la fuerza super-humana para poder martillar clavos con nuestros ojos. Esto es lo que se hace cuando salimos del diseño de Dios. Cuando los Cristianos hacen esto, entonces la apologética no puede explicar ni defender el hecho de que en la iglesia hay personas que les gusta explotarse los ojos martillando clavos.

______

¿Por qué el cristiano/la familia Cristiana falla en reflejar a Cristo y su relación con la Iglesia?

Comenzamos a fallar cuando empezamos a actuar fuera de su propósito – a tomar el diseño (y mandatos) de Dios como caprichos de un Ser que “nos quiere hacer la vida imposible.”

Es por esto que tenemos que entender que Dios no nos diseñó para martillar clavos con los ojos. De hecho, hay que darse cuenta de que Dios no nos diseñó para ser martillos en lo absoluto y que comportarse fuera de este diseño no es beneficioso. Interesantemente, cumplir con el diseño provoca que prosperemos dentro de él.

Lo que estanos diciendo, en pocas palabras es lo siguiente: los Cristianos no están prosperando en el área de matrimonio y familia – porque los Cristianos no están funcionando de acuerdo con su diseño.

Por lo tanto, dentro de la familia tenemos el potencial de ser una lección objetiva y tangible al mundo, pero sólo si tomamos las instrucciones de Dios en serio – como si tuviesen que ver con nuestra realidad.

Por ejemplo, la falta de amor en la Iglesia provoca que las personas rechacen a Cristo (Juan 17:21). El amor demostrado en nuestras familias personales será de testigo al mundo que Dios tiene un buen plan para la humanidad, aunque la humanidad haya perdido la capacidad de sobrellevarlo. La iglesia tiene las herramientas, pero las ignora – y eso trae consecuencias.

Ahora, ¿por qué las familias dentro de la iglesia tienen las mismas desgracias que las familias fque no están en la iglesia?

Fuera de la iglesia, las actitudes que tenemos sobre la sexualidad en general, las ‘bases’ que ponemos para el matrimonio, y dejando a Dios fuera de los procesos de relaciones emocionales son un reflejo de cómo la sociedad secular lo ve.

Si estamos haciendo lo mismo que todo el mundo hace en cuanto a nuestras relaciones amorosas y el matrimonio, ¿por qué nos sorprendemos cuando los resultados son iguales? Debe ser esperado que la taza de divorcio sea igual entre Cristianos y no-Cristianos, por ejemplo. Si no dejamos que Cristo sea la diferencia, ¿qué más se puede esperar?

La continua corrupción del modelo bíblico del matrimonio y la familia entre Cristianos también tiene otras ramificaciones. Hay muchos ejemplos de por qué este modelo abarca toda la experiencia humana. El centro es este: estamos diseñados para operar bajo este modelo bíblico. De hecho, no sólo operar bajo este modelo, sino ser criados en él.

____

En la segunda parte, estaremos discutiendo las posibles soluciones a este problema.

[Para continuar leyendo El Problema de la Familia Cristiana, parte 2 ==> pulse aquí.]

______

RELACIONADO:

El Problema de la Familia Cristiana, Parte 2

¿Qué pasa cuando Falta el Amor en la Iglesia?

¿Es pecado juzgar?

Acerca de Verdad y Fe.com

Página dedicada a ofrecer argumentos a favor de la existencia de Dios, la veracidad de Biblia y los fundamentos razonables del Cristianismo. Nuestro propósito es fortalecer la fe y el intelecto de los creyentes al igual que provocar el pensamiento y la discusión en los no-creyentes.
Esta entrada fue publicada en apologética, Cristianismo, religión, Vida Cristiana y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.